PERO… SI NO LOS PERDÍ, SE ME MURIERON

PERO… SI NO LOS PERDÍ, SE ME MURIERON


Me contaba hace unos días un abogado gallego -de esos que tienen muchas tablas y te dan lecciones útiles sin hacer ningún esfuerzo- una curiosa anécdota para ilustrar la situación que estamos viviendo: Fraga era presidente de la Xunta, se iban a celebrar unas elecciones próximamente y el político se reúne con el Alcalde de Villalba (Lugo) y amonesta al edil porque su formación política no hace más que perder votos. El alcalde visiblemente molesto mira airado a D. Manuel y le contesta: –Pero si no los perdí, se me murieron-. Esa es la misma respuesta que posiblemente nos dé hoy casi cualquier responsable de desarrollar negocio cuando se le pregunte sobre el estado de las carteras de clientes. Y es que están muriendo cientos de empresas en nuestro país. 2011 fue el cuarto año consecutivo en el que el número de empresas se redujo. Ese año el número de empresas activas disminuyó un 1,6% y se situó en 3,2 millones.

Si quieres leer el artículo completo puedes hacerlo en Law&Trends.


Posts relacionados


Publica un comentario